Foto de familia.

Foto de familia.
Ascensión a La Aguja Letour. Alpes franceses.

miércoles, 14 de septiembre de 2016

(20160914) Circular Urbasa de Venta Zunbeltz a Dulantz por los túmulos anulares.

Para descarga y detalles del track haga clic en el icono de inicio.
Powered by Wikiloc

Comenzamos a subir.
Nos adentramos en el bosque.
Se notan los colores del otoño.
Por la mañana la temperatura era bastante fresca.
Esta puerta metálica nos la encontraremos otra vez a la vuelta.
Un indicador hacia la cima de Dulantz.
Panorámica.
La loma de El Nevero.
Vistas desde la loma.
Hacia el otro lado.
Vértice geodésico en Dulantz.
Uno de los buzones.      Roto.
El otro buzón.
Vistas desde Dulantz.
Beriain desde Dulantz.
Nos toca salto de alambrada.
Zona de la sima también llamada Aguabenditera.
Aguabenditera.
De los primeros túmulos anulares.
Continuamos por los rasos.
Unos amiguitos a la sombra.
Una borda.
Antigua "txabola" de pastores cercana a la borda.
Otra puerta metálica.
Túmulos de Zanabe.
Más túmulos.
Zona de los túmulos de Zanabe.
Muro delimitador.
Panorámica sobre Beriain.
Seguimos por los rasos.     Se nota que no ha llovido desde hace mucho.
Continuamos.
Túmulos de Portandia.
Túmulos de Baibez.
Otra vista sobre Beriain.
Volvemos a la primera puerta metálica.
Continuamos por bosque.
Musgo y rocas.
Están sedientas.


Después de algunos meses con diversas ausencias hemos conseguido, por fin,  reunir a Laukoak y además también a Sarobe brother's, para hacer un bonito recorrido por Urbasa.
La idea era dar una vuelta suave subiendo a la cima de Dulantz y después recorrer unos cuantos túmulos que hay por la zona.
Después de aparcar los vehículos al lado de la carretera NA-120, entre los kms. 20 y 21,  en un lugar que se denomina Venta Zunbeltz y que actualmente únicamente podemos ver ruinas de lo que pudo ser la famosa venta.
Insisto, aparcamos los vehículos, nos preparamos (se nota que ha bajado la temperatura) y comenzamos a andar saltando una puerta metálica que da acceso a una zona en la que encontramos ganado.
Comenzamos el recorrido en ligero ascenso y al poco rato nos adentramos en un bonito bosque. 
Continuamos el ascenso, que aunque no es excesivo es constante.
Como nuestra pretensión es subir a Dulantz y también pasar por una serie de túmulos anulares, nuestra trayectoria va a ser un poco retorcida y vamos a trazar una especie de "ocho" mal hecho. 

Después de pasar una puerta metálica nos desviamos hacia la derecha con intención de tomar dirección a Dulantz.        
Pasamos al lado de un poste indicador que nos dice la distancia a la cima. 
En primer lugar nos desviamos e iniciamos el ascenso a una loma llamada La Nevera.
Descendemos por el lado opuesto y seguimos paralelos a Dulantz para al final girar y dirigirnos hacia su cima.
Llegamos a un vértice geodésico y poco después hacia dos tipos de buzones.
Aprovechamos el sol y el sitio para detenernos unos minutos, beber agua y comer algo de fruta y frutos secos.
Después de las fotos de rigor volvemos por el mismo sitio y giramos hacia la derecha para saltar una alambrada y volver a girar nuevamente a la derecha para llegar a una especie de sima que también se le conoce como El Aguabenditera.
Un poco más adelante pasamos al lado de uno de los muchos túmulos anulares del camino.

Parece ser que estos túmulos anulares se utilizaron como enterramientos sobre el año 1.200 AC y con posterioridad a las famosas necrópolis. 
Estos túmulos se cree fueron utilizados por pobladores dedicados a la ganadería y en ellos se procedía a la inhumación o incineración de los difuntos, a veces de forma colectiva y otras de manera individual. 
Normalmente estaban rodeados de una serie de piedras formando un círculo. 

Continuamos camino por la ladera contraria a la que hemos subido y llegamos a una borda bastante hermosa y a su lado también vemos una especie de pequeña chabola totalmente confeccionada en piedra.
Este tipo de chabolas eran utilizadas como refugio pasajero por los pastores.
Pasamos una puerta metálica y volvemos por un camino utilizado en la ida hasta que un poco después giramos 90º hacia la derecha, en dirección a Portutxikia.
Un poco más adelante giramos a la izquierda con intención de ascender hacia el túmulo llamado Zanabe.
En este punto volvemos a girar a la izquierda y retornando pasamos por los túmulos de Portandia y de Baibez.
Desde Baibez volvemos hacia atrás hasta retomar el sendero de ida.
Pasamos por otra puerta metálica y continuamos bajando hasta llegar al lugar de inicio.
Un poco antes de llegar a la carretera nos encontramos con unas cuantas vacas mugiendo y bastante desesperadas ya que el "aska" estaba totalmente seca y la hierba que quedaba únicamente podía comerse con cuchillo y tenedor. 
Les dejamos con su concierto hasta que llegase el pastor o volviese a llover.
Llegamos a los vehículos, nos ponemos cómodos y nos dirigimos hacia Lizarragako Benta, con intención de tomar un aperitivo y comer todo aquello que nos pongan por delante.
Nos atienden de forma muy amable y después de tomar un pequeño "aperitive" nos sentamos a la mesa para degustar lo siguiente:
- Dos tipos de primeros:      "Potxas" con verdura y algo de jamón     (buenas) y por la parte contraria ensaladillas rusas.      También       tenían buen aspecto.
- Como segundos tenemos variedad:       Conejo guisado, filete con patatas fritas,  merluza al horno y albóndigas en salsa.
Parece que todo el mundo queda satisfecho.
Los postres son variados y entre ellos destacan:    Pan de Lizarraga, Tarta de cuajada y otros sibaritas que optan por helado de chocolate en cucurucho.
Cafés, "digestive", etc., etc.
Todo lo anterior perfectamente regado con un tinto de procedencia desconocida,  al que casi era obligatorio la mezcla con "gure gaxeosie".         Ni siquiera frío se dejaba beber.         
La verdad es que también hemos probado peores.
Una vez satisfechos en cuerpo y alma, nos hemos puesto en marcha con intención de volver a nuestros respectivos domicilios.


Hemos comenzado a andar en la zona de las ruinas de Venta Zunbeltz sobre las 8 horas y 26 minutos y terminado en el mismo sitio sobre las 12 horas y 36 minutos.
El tiempo efectivo utilizado en el recorrido ha sido de unas 3 horas y 30 minutos a una media de 3,3 kms./hora.
El tiempo dedicado a fotos, agua, descansos, "hamaiketako", etc., ha sido de unos 38 minutos.
El desnivel total acumulado tanto en ascenso como en descenso ha sido de unos 480 metros.
La longitud total del recorrido ha sido de unos 11,1 kms.

El recorrido no tiene ninguna dificultad y es fácil de hacer.
Como hemos dado muchas vueltas y por senderos sin marcar, es aconsejable la utilización de GPS con un buen "track".

Hemos utilizado la A-15 hasta Irurtzun y después la A-10 hasta Etxarri-Aranaz para después tomar la NA-120 hasta llegar al km. 20,5.